lunes, 30 de abril de 2012

RUIDO Y SOLEDAD

    Cada vez hay más ruido. El sabio dijo: "Haz silencio a tu alrededor si quieres oir cantar tu alma". Pero hemos olvidado sus palabras. El ser humano tiene tendencia a olvidar todo aquello que, de un modo u otro, le recuerda que es mortal. En el bullicio de las grandes urbes; entre los atronadores cantos de máquinas diversas, coches, sirenas; creemos poder disimular la realidad y jugamos a pensar que somos inmortales. Pero siempre hay un silencio, un momento, cuando cae la noche, en que no tenemos más remedio que cohabitar con la soledad. En esa fina línea que separa la vigilia del sueño, donde habitan todos los fantasmas que en nuestro día a día pretendemos ahuyentar; es allí donde navegan los barcos que surcan rutas impensables en los mapas, rumbo hacia malecones solitarios.



No hay comentarios:

Publicar un comentario