viernes, 23 de septiembre de 2011

OMAHA – LAS AGUAS DE OTROS TIEMPOS

Foto Julio Mariñas

    El día está gris y amenazante. Las arenas de Omaha tienen un color tostado que inspira cierta calidez.

Toda la sangre derrama en sus arenas nos habla de un tiempo en que Europa se convulsionaba. ¡Cuántas

historias de amor sin desvelar, cuántas truncadas por la guerra! ¡Cuanta esperanza alberga el ser humano

en los momentos más adversos! En la ciudad de Bayeux tuve la oportunidad de ver algunos de los pocos

veteranos de guerra que aún viven. Son el testimonio de la lucha por la libertad y los sueños. Es lo único

que las armas no pueden arrebatar; la capacidad de soñar; de creer que existe siempre una luz en la más

profunda oscuridad de la sinrazón humana. La playa esta limpia en este día gris. Un monumento en la

arena, nos recuerda lo que pasó. El alma de todos aquellos que murieron aquí parece flotar en cada ola

que besa la playa de Omaha. Comienza a llover con más intensidad. Abandono el lugar con los restos de

la arena húmeda en mis zapatos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario